DESCARGABLE

Consigue los secretos para decorar como un profesional.
ENCUENTRA LA INSPIRACIÓN QUE NECESITAS. ¡APRENDE A LLEVAR A CABO TU IDEA!
”escuela”

ESTO VA DE APRENDIZAJE

Nunca, desde que tengo uso de razón he podido evitar fijarme en cómo está decorado un lugar. En cómo se podría mejorar, en cómo puede alguien conseguir que un espacio quede inmejorable. Qué estilo estoy viendo, de qué manera combinan las cosas. Cuando visito una casa nueva, sin querer, mi cabeza empieza a imaginar cómo darle más cariño o se pone en modo analítico porque lo que ve le gusta y entonces quiere asimilarlo al máximo para luego ponerlo en práctica en otros lugares.

Cada persona tiene su forma de entender el mundo. Para mí es a través de la experiencia que me transmite un espacio. 




Ya te conté que estudio Arquitectura. Una de las virtudes que tiene estudiar esta carrera es que aprendes a ver la belleza en los detalles. Comienzas a percibirlos apreciarlos. En mi caso personal eso ha desembocado en llevar la atención a los más sencillos y cuanta más historia tengan más me gustan. Y ya si están bien conservados ni te cuento. Además con la práctica de la proyectación y el trabajo de investigación de referentes he aprendido a solucionar espacios de una manera eficiente para luego pasar a los elementos.

Es por esto que no entiendo el diseño de interiores que no esté hecho para cubrir una necesidad. En decoración he pasado por muchos estados. Ahora estoy en un punto en el que lo único que sé es que para mí priman las sensaciones. Disfruto muchísimo viendo espacios prácticos pero resueltos con cariño, sin pretensiones. 



Mi interés pasión por la decoración aumenta cuando se trata de viviendas. Porque todo es más personal, más detallado, más intenso y las posibilidades son mucho mayores. Me gustan las casas muy personales, en las que aunque no sean tu estilo te sientes a gusto porque ves, sin conocer al dueño, a la persona que vive ahí. Para mí una casa no lo es si no tiene a la vista objetos que me cuenten historias: cuadros, libros, recuerdos de viajes, artesanía...

Lo que intento contarte hoy es que este no va a ser un blog donde aprender a decorar según la moda actual o sobre qué hacer para conseguir una casa pinterest.  Lo que quiero compartir contigo son habilidades para crear tu propio espacio. TUYO, tu YO. Una casa que hable de ti, que cuente experiencias. Un hogar que aspira a emocionar y transmitir. 



Las ideas y el aprendizaje no fluirían si mi mente y mi cuerpo no experimentaran cambios.  Y con la vivienda pienso que es igual. Una casa nunca está terminada. Pasa por etapas igual que tú. No eres igual que ninguna otra persona aunque puedas tener cosas en común o gustos similares. Tu casa tampoco. Encontrar qué cosas le vienen bien para que sea tu hogar es lo que vamos a hacer. Hay personas a las que todo esto les da igual y lo entiendo. Pero imagino que si estás aquí y aún sigues leyendo es porque crees en lo que intento transmitirte. 

En los últimos meses he vivido una serie de experiencias que me han hecho replantearme algunas cosas y recordar cuánto creo en lo que estoy escribiendo en este post. Mi casa es mi refugio. REFUGIO con mayúsculas que para mí significa paz, recogimiento, orden, convivencia, serenidad, familia. También significa tazas, cestas, plantas, mantas, cojines, fotos, arte. Significa detalles, emoción.


 

Pero sobretodo priman la sensaciones como ya he dicho y las vivencias. No me interesa tener una casa a la moda. No quiero enseñarte cómo tener una casa a la moda. (Aunque quisiera para eso hay que tener mucha trayectoria y estudio y no es el caso). Lo que me encantaría es aprender a usar lo que se pone de moda a mi favor. Aprender a ver qué me aporta y si vale la pena adaptar mi casa a los nuevos cambios.

Y para poder hacer eso mi casa tiene que ofrecerme la posibilidad. Doy por hecho que tu capacidad económica, al igual que la mía, no te permite estar cambiando de sofá cada año (a no ser que compres uno barato de calidad cuestionable y poco confortable) ni tampoco los muebles de la cocina o la ropa de cama (que también puede llegar a ser cara). Así que intento aprender a buscar las cosas con tiempo, fijarme bien, sacar partido a lo que ya tengo y decorar mi casa de manera que esté a mi servicio. En definitiva que sea un reflejo de mí.

Suscríbete y recibe el contenido en tu buzón. Así de paso consigues seis pasos para construir una vida creando hogar haciendo click aquí.





Bienvenida a Misterios DECO

¡Te espero en los comentarios!


6 comentarios:

  1. ¡Por fin un Blog en el que no veré estilo nórdico por todos lados, colores del año segun Pantone y demás historias! Me gustan las casas vividas, que cuentan historias de la gente que vive en ellas, no casas de revista llenas de alfombras blancas impracticables. Y me gustan las casas que crecen y evolucionan con sus dueños, en las que los muebles se tunean y reciclan y en el que los textiles cambian con las estaciones del año.
    Así que muchas felicitaciones por este post valiente y directo y por atreverte a contarnos la decoración de forma real.
    Muchas gracias Nazaret.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Isabel! Qué alegría volver a verte por aquí. No sabes cuánto me emocionan tus palabras porque no pretendo dar lecciones a nadie sino simplemente compartir mi visión de la decoración y que la gente se atreva a practicarlo porque puede ser algo bueno para todo el mundo.

      De verdad que significa mucho para mí que haya gente con la que compartir esta perspectiva y ojalá podamos crear debate algún día.

      Un abrazo grande Isabel y, de nuevo, GRACIAS.

      Eliminar
  2. ¡Bravo! Me encantan tus propósitos, Nazaret, así que creo que tu blog me va a enganchar ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Marta, bienvenida! Muchas gracias por comentar. Me alegra mucho que te gusten :D

      Eliminar
  3. Desde niña me fijaba en todas las casas bonitas que veia por los pueblos y barrios de mi tierra,luego he viajado un poco y sigo haciendo lo mismo,restauro en mi imaginacion todos los lugares que me gustan.pero nunca tuve tiempo de hacer eso que me apasionaba tanto,es mi vocacion frustrada.y ahora que tengo tiempo no tengo recursos.la vida es asi.gracias por esa preciosa presentacion.te seguire

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, me encantaría saber tu nombre :) Primero quiero agradecerte por pasarte por Misterios DECO y comentar. Es bonito lo que dices, a mí siempre me ha pasado igual. No conozco tu historia ni tu situación pero, si me lo permites, te diré que no pienses en lo que no tienes sino en lo que sí puedes hacer con lo que tienes. Internet es una herramienta tan potente para aprender que no aprovecharla es un desperdicio. Si tienes tiempo, hay muchas cosas que puedes hacer sin invertir dinero. Para formarte, aprender y quizá más adelante poder realizar alguna acción. Solo cuando empiezas a actuar mirando tus posibilidades te das cuenta de todo lo que puedes hacer. Si quieres hablar sobre ello escríbeme a nazaret@misteriosdeco.com :) La vida puede ser lo que tú quieras que sea.

      Eliminar

¡Muchas gracias por compartir tu opinión! Lo aprecio mucho :)